¿Cómo puedo ser una mujer productiva sin dejar de lado mi rol familiar? 

trabajo casa

Sin importar cuál sea nuestro devenir en la vida, todas las Muzzas tenemos la necesidad y el deber de contribuir y aportar algo bueno a quienes nos rodean y a la comunidad en general. A su vez, también es una gran satisfacción generar ingresos para apoyar a nuestras familias.

Como Muzzas, podemos desempeñar diversos papeles en nuestras vidas diarias ya sea como mujeres recién casadas, nuevas madres de familia, abuelas, estudiantes o ejecutivas. Pero finalmente, todas las Muzzas aunque cumplamos distintos roles, debemos siempre tener propósitos bien definidos para desempeñarnos con efectividad y éxito.

Hoy en día es muy normal que las mujeres queramos ser productivas económicamente hablando y que por ello no pretendamos dejar de lado nuestras obligaciones familiares.  Sin duda son 2 actividades muy diferentes, más no incompatibles y que llevándolas de manera organizada y enfocada pueden generarnos muchas satisfacciones personales y profesionales a corto, mediano y largo plazo.

Por ello, el día de hoy, les compartimos 3 importantes habilidades que les recomendamos siempre tener presentes para mantener los diferentes estilos de vida sin dejar de ser productivas:

Concentración

Para mejorar la productividad todos los días, es necesario enfocar nuestra atención y dedicación a todas nuestras actividades. Es importante mantener la concentración en lo que llevamos a cabo. Aunque pueda parecer algo obvio o básico, es necesario recordarlo ya que es muy sencillo perder el foco de lo que realmente importa en nuestro día a día.

Es recomendable llevar una agenda diaria, con horarios establecidos y asegurarse de cumplirla a cabalidad. Cada vez que marques como “terminada” una actividad, te generará la satisfacción del deber terminado; serán pequeños premios que recibirás durante el día.  Al finalizar tu jornada te darás cuenta que si se puede combinar productivamente tu agenda familiar con la profesional.

Serenidad

En ocasiones, las actividades que realizamos pueden generar un esfuerzo que lejos de provocar satisfacciones, solo nos generan estrés o más incertidumbre que bienestar. Por ello, es importante no dejar de lado la serenidad para realizar todo lo que nos proponemos.

Recuerda que: “El secreto de la serenidad, es cooperar incondicionalmente con lo inevitable”

Imagina las posibilidades de mejorar tus actividades, así como tu productividad, de una manera serena y tranquila. Si las cosas que haces las haces en calma y con tranquilidad, verás como tu productividad no solo mejorará sino también, la satisfacción de tus resultados será aún mayor para cada tarea, ya sea profesional o personal. La serenidad no es algo que deba hacerse forzadamente, es una actitud que debes practicar diariamente, verás que en poco tiempo te generará mayor satisfacción y te sentirás mucho más feliz.

Creatividad

Muzzas, al momento de realizar sus actividades háganlo de manera divertida buscando formas innovadoras de hacer el trabajo más práctico y ameno. No es necesario que descubran el hilo negro de las cosas, pero si busquen hacer de lado la monotonía y no esforzarse tanto por descubrir “la fórmula que todo lo resuelva en un minuto”.

Enfoquen sus esfuerzos en llegar a las diferentes metas y si es el caso en resolver los problemas que se presenten de una manera creativa y nunca teman enfrentar nuevos retos.

Una manera creativa de empezar a generar nuevas iniciativas emprendedoras, puede ser colaborar con otras Muzzas, buscar personas que te puedan apoyar y estén en disposición de compartir conocimientos contigo. Es muy válido aprender y colaborar con otros profesionales, nunca tengas miedo de compartir tus propias ideas y de construir colaborativamente nuevas iniciativas de negocio con otras Muzzas.

 

Muzzas… ¡Los limites, los ponemos nosotras mismas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *